¿Cómo cuidar tus dientes para que estén saludables?

Consejos para cuidar tus dientes 

Los dientes y las encías sanas facilitan comer bien y disfrutar de una buena comida además de ayudar a mantener la salud general del organismo. Varios problemas pueden afectar a la salud de la boca, pero un buen cuidado debe mantener los dientes y encías fuertes a medida que se envejece.

Prevención de las caries

Los dientes están cubiertos por una dura capa externa llamada esmalte, y cada día, una fina película de bacterias llamada placa dental se acumula en los dientes. Las bacterias de la placa producen ácidos que pueden dañar el esmalte y causar caries. 

Cepillarse los dientes y usar hilo dental puede prevenir la caries, pero una vez que se forma una caries, para evitar más daño, un dentista debe arreglarla con un empaste.

Se debe usar pasta de dientes con flúor para proteger sus dientes de la caries. Si se tiene un mayor riesgo de caries, por ejemplo, puede que se tenga la boca seca debido a una afección  o a los medicamentos que esten tomando, es posible entonces que se  necesite más flúor. 

Por ello, el dentista o higienista dental puede darle un tratamiento de flúor durante una visita al consultorio o puede decirle que use un gel o enjuague bucal con flúor en casa.

¿Cómo cuidar tus dientes para que estén saludables?

Prevención de Enfermedad de las encías

La enfermedad de las encías comienza cuando la placa se acumula a lo largo y debajo de la línea de las encías. La placa causa una infección que daña la encía y el hueso que sostiene los dientes en su lugar. 

Una forma leve de enfermedad de las encías puede hacer que las encías se enrojezcan, se vuelvan más sensibles y tengan más probabilidades de sangrar. Este problema, llamado gingivitis, a menudo puede solucionarse con el cepillado y el uso de hilo dental todos los días.

Una forma más grave de enfermedad de las encías, llamada periodontitis, debe ser tratada por un dentista. Si no se trata, esta infección puede provocar dolor, sangrado de las encías, problemas de masticación dolorosos e incluso la pérdida de los dientes.

Para prevenir la enfermedad de las encías es aconsejable cepillarse los dientes dos veces al día con pasta de dientes con flúor. Así mismo, usar el hilo dental con regularidad. De igual manera, se debe visitar al dentista de manera rutinaria para un chequeo y limpieza. Además de informar al dentista sobre cualquier condición médica que se tenga y los medicamentos que se estén tomando. 

Dentadura postiza

A veces se necesitan dientes postizos para reemplazar los dientes muy dañados o los dientes perdidos por enfermedad de las encías. Las dentaduras parciales pueden utilizarse para rellenar uno o más dientes perdidos. 

Estas dentaduras postizas pueden resultar extrañas al principio. Por ello, es posible que el dentista quiera verle a menudo para asegurarse de que las dentaduras postizas se ajusten. 

Con el tiempo, las encías cambian de forma y es posible que la dentadura postiza deba ser ajustada o reemplazada. Por lo tanto, hay que asegurarse de dejar que el dentista se encargue de estos ajustes.

Es importante tener cuidado  al usar las dentaduras postizas porque puede ser más difícil para la persona sentir los alimentos y bebidas calientes o notar los huesos en los alimentos. Por ello, se sugiere que cuando se tengan dientes postizos no consumir alimentos duros ni masticar huesos. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *